Canal RSS

Pasajero: Cometas en el aire.

Publicado en

“Cuando estás dentro llega un momento en el que pierdes la perspectiva total porque ya no sabes si va a ser positivo salir con esto”.

Después de la disolución de Zoo, Daniel Arias y Josechu Gómez pasan a una siguiente etapa donde tocar por gusto es la máxima. Más tarde, y con la entrada de Eduardo Martín y de Eduardo R. Paynter, preparan Pasajero y el nuevo EP con vistas a un próximo trabajo de larga duración grabado en los estudios El Lado Izquierdo, junto a Manuel Cabezalí en la producción y Dany Richter.

TEXTO: CHARLY HERNÁNDEZ.

La conclusión que se puede sacar de Pasajero es que es un grupo de espermatozoides que han ido al mismo óvulo. Me refiero a que cada uno venía de grupos distintos (salvo vosotros dos) y que pudo empezar como grupo paralelo a Zoo.
[Josechu]: No. Pasajero nace de cuando Dani y yo terminamos esa etapa musical. Por afinidad, ya no sólo musical, sino por amistad absoluta, decidimos plantearnos esto al día siguiente de dejar Zoo. No existía Pasajero, pero había bocetos de canciones que tenía Dani. Zoo nos ocupaba el cien por cien de todo, era imposible que Pasajero fuese un grupo paralelo.

Hablas de bocetos. ¿Alguna estaba compuesta en su totalidad?
[Dani]: Había algún boceto, como un par de ellos. Ideas de melodías, letras…

¿Como para un “Rarezas” de Zoo?
[Dani]: Sí, estaban ahí. Era algo que teníamos pensado para trabajar en algún momento, aunque llegó la disolución… Pero realmente tiene mucho sentido la pregunta, porque como cada uno ha venido de un sitio diferente da la impresión de que Zoo, antes de terminar, ya había preparado algo. Pero no, Zoo ocupaba el cien por cien de nuestro tiempo libre y de trabajo.

Entonces, ¿Pasajero es algo que os tomáis de manera más relajada?
[Dani]: Nos lo tomamos de manera más relajada a nivel de realización y el proceso de composición y presentar los temas. Pero a nivel interno entendemos la intensidad de otra manera porque de verdad sí son cañeras. Nos hemos atrevido a hacer cosas más tranquilas porque nos apetecía, pero también nos hemos atrevido a hacer cosas más cañeras, como te he dicho. No hemos buscado nada premeditado, pero queríamos una dinámica para que cuando se escuchara una canción no supiera la totalidad del conjunto.

Siendo un EP es complicado porque hay que concentrar la esencia de la banda en cuatro canciones.
[Dani]: Sí, nos ha costado.

Pero hay un tema, creo, que representa toda la dinámica global: ‘Autoconversación’. Una canción que comienza muy tranquila y finaliza muy bestia.
[Dani]: Cierto. Desde un principio sabíamos que esa canción iba a entrar en el EP porque fue de las primeras que montamos. Las otras dos ya nos costaron más.

Eso es que teníais que haber hecho un single con cara A y cara B.
[Josechu]: (Risas) Podría ser. La cara B sería ‘Accidentes’ y ‘Perdóname’, porque el nacimiento de ‘Volvermea preguntar’ fue distinto a lo que yo tenía en mente. Fue una de las más complicadas a la hora de montar porque él empezaba a tocarla, yo con una batería completamente diferente… y es algo que no nos pasa mucho porque siempre vamos enfilados. Tampoco nos imaginábamos que la gente empezara a cantarla, como nos pasó hace poco en un concierto. Creo que eso es porque es la que mejor entra de primeras.

[Dani]: Creo que por eso nos costó darle la forma. La armonía que tenía es de primera escucha, entonces no queríamos tirar por ahí. Digamos que estábamos en la frontera de hacer una canción más fácil o de complicarnos la vida.

Y al final ha sido de las que más éxito ha tenido, por lo que cuentas…
[Josechu]: Sí. En principio ha sido así. Hay otros temas, como ‘Accidentes’, que ha gustado mucho también. Pero con ‘Volvermea preguntar’ fue algo curioso porque también gustaba a nuestro círculo de confianza. Tampoco es un tema que defina al cien por cien lo que va a pasar después.

Bueno, una cosa es la definición y otra la ejecución.
[Josechu]: Claro.

¿Hay más canciones que no estén en el EP?
[Josechu]: Se han grabado doce canciones y otras dos que seguramente terminaremos este verano, también con Manuel Cabezalí y Dany Richter. Las teníamos todas grabadas, vaya. O sea, estos cuatro temas los hemos sacado con los doce restantes hechos a pesar de que ha sido muy chungo y porque no teníamos ni puta idea de cómo iba a salir todo (risas). A mí ya hay canciones que me gustan más o menos.

[Dani]: Cuando estás dentro llega un momento en el que pierdes la perspectiva total porque ya no sabes si va a ser positivo salir con esto. El disco, completamente, estaba terminado, pero antes preferimos salir con un EP como carta de presentación para facilitarnos las cosas. Algo tranquilo, sin prisas… y así darle tiempo a la gente porque hay quien que no sabe que Zoo se ha disuelto.

No sé, también hay que gente que todavía no sabe que Belén Esteban es una yonki. Pero no lo digo yo, es lo que dicen… como también dicen que el Rey es putero.
[Todos]: (Carcajada).

[Josechu]: Pero yo creo que eso son habladurías… ¿no? (Risas).

Vamos a dejarlo ahí. ¿Creéis que sacar un EP en estos días (y más con un LP ya terminado) puede ser un acto de valentía o de cobardía?
[Josechu]: Simplemente…

También puede ser un acto de fe.
[Josechu]: También, eso encajaría más. Por nuestra parte, sacar EP es como una llamada de atención para que sepan que existimos y de que estamos ahí. También ha sido un poco por la sobreinformación que existe actualmente, por lo que sacar el disco iba a ser entregar demasiada información de primeras a toda la gente que viene a vernos a los conciertos. Con el EP vamos entregando las canciones poco a poco, ya iremos entregando el resto.

Si nos fijamos en los long-plays de los años 60, por ejemplo, veremos que tenían ocho e incluso siete canciones, casi un EP.
[Josechu]: Sacaremos el disco con las cuatro del EP, con lo cual y en realidad se están sacando doce canciones en todo el año repartidas entre mediados y finales, que es cuando tenemos previsto sacarlo… aunque luego hagamos lo que nos salga de los cojones (risas). Digamos que son ocho canciones nuevas. No lo hacemos con ningún tipo de pretensión, pero sí que crea un tipo de expectativas.

¿Por qué da la sensación de que estéis pidiendo perdón? ‘Perdóname’ es una canción muy arrastrada. Algo muy malo habréis hecho…
[Dani]: Una cosa que me gusta elaborar cuando escribo es hacer canciones a la vida. Siempre lo digo. Creo que el personaje de ‘Perdóname’, que no tiene por qué ser yo… aunque sí lo es. Pero de todas formas, aunque se escriba en primera persona no siempre significa que sea una canción autobiográfica.

En ‘Perdóname’ pasan una serie de cosas con las que la gente se siente identificada porque todos nos hemos sentido así alguna vez. Hacer bien las cosas con otra persona, sea tu familia, amigo, pareja, grupo…, para que al final, tal y como han transcurrido las cosas, quedarte con la sensación de que tú has sido el malo cuando en realidad te has dejado la puta vida para que eso funcionara.

Vamos, el típico “no es por ti, es por mí”.
[Dani]: (Risas) Sí, exacto. Realmente hay una cantidad de sarcasmo enorme en esa canción: “vale, perdóname, pero esto es todo lo que he podido hacer y más”. Incluso también hay un desahogo enorme: “perdóname, no te preocupes, de verdad, porque ya no va a volver a pasar”.

Básicamente porque te alejas.
[Dani]: Claro. Realmente no es pedir perdón, aunque lo dices pero yéndote.

O sea, lo que una mujer, en este caso, quiere oír.
[Todos]: (Carcajada).

[Josechu]: Sería eso. Como decir: “vale, lo que tú digas”.

Y más complicado es crear ambientes, cosa que lográis en este trabajo a pesar de tener tan pocos temas. Yo lo achaco a las guitarras, me da la sensación de que el espectro de sonido es mayor que la voz.
[Josechu]: Sí. Veníamos de hacer un disco-propaganda con Zoo que fue muy crudo por las maneras de hacerlo, la grabación… no existió ni un ordenador durante la grabación. ¡Ni en la mezcla! Así que a Dani y a mí nos apetecía hacer algo fuera de eso; lograr confeccionar una cosa más colorida.

Veníamos escuchando grupos que juegan mucho esas cosas: dEUS, Elbow, Bonde Redhead… ya sabes, un poco noise. También es cierto que yo me metí mucho en esa onda cuando grabé el tercer disco con Nudozurdo, entonces nos apetecía experimentar con eso, querer jugar con las dinámicas y crear mucho ambiente. La premisa que nos pusimos antes de empezar con las canciones era que existiera esa ambientación dentro de los temas. Que respiraran, que no fueran planas y que llenara la habitación en la que estés escuchando el tema.

[Dani]: Cuando Manuel Cabezalí sacó su ejército de pedales empezamos a ver el tamaño que estaba cogiendo la cosa. Claro, estribillos que nosotros habíamos hecho en el local, cuando se les da esos colores, ves que crecen mucho.

Os dejasteis llevar, vaya.
[Josechu]: Sí. A Manu le dimos referencias de lo que estábamos escuchando en ese momento y por dónde queríamos ir. Además, Manu es ultrafan de ese rollo, por lo que lo entendió a la primera. Cuando Edu Martín empezó con las guitarras ya venía con todo preparado. Te hablo de un año entero de ensayos.

Lo cortés no quita lo valiente.
[Josechu]: Claro. Pero lo digo en el sentido de que se estaba trabajando mucho. A Edu le faltaba quizá esa experiencia que tiene Manuel con ciertos aparatos y ciertos pedales que le dan ese tipo de profundidad. Ha sido un poco “School of Rock” (risas).

Ha sonado raro. Ibas de puta madre y con esto…
[Dani]: (Risas) Sí, a mí me ha roto.

[Josechu]: Yo digo muchas gilipolleces en general, todo el rato, y ésta ha sido una de ellas. Me refiero, para arreglarlo, que Manuel nos enseñó muchas cosas dentro de la grabación. Nosotros lo teníamos en la cabeza, pero es como cuando no tienes la suficiente técnica para ejecutarlo.

¿Y qué pasa si no funciona?
[Josechu]: Pues que seguiremos haciendo música.

[Dani]: Nada. Pero define “funcionar”.

Funcionar a nivel interno, que no terminéis contentos.
[Dani]: Entiendo. Hombre, yo creo que en el momento en el que nos desenamoremos será un poco el fin de la historia. Se trata precisamente de eso, de ponerle cariño y amor mientras nos divertimos tocando.

[Josechu]: Cuando empezamos Pasajero no había más pretensión que la de estar con nuestros amigos y tocar.


Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: