Canal RSS

Willie Nile: Por las calles de la ciudad.

Publicado en

“Voy a ser un compositor y poeta todos mis días”.

Es más que un escritor de canciones y mucho más que un músico. Willie Nile tiene una mirada gélida para ser alguien que hace arder el oxígeno cuando desarrolla sus canciones. Anuncia la pronta entrada al estudio para formar un nuevo disco, así como la gira española que ocupa la actualidad. Las copas en alto brindar por Nueva York y por el Rock and Roll de Willie Nile.

TEXTO: CHARLY HERNÁNDEZ.
FOTOS: CRISTINA ARRIGONI.
Archivo sin publicar

¿Es tanto el éxito que uno termina haciendo canciones dependiendo de ello?
He sido capaz de hacer la música que escucho en mi corazón y también he sido capaz de poder grabarla y tocarla en directo. Mis canciones han tenido más éxito del que he soñado, así que estoy muy contento de cómo están las cosas. No hace falta ser un American Idol. Además, date cuenta de que alguien más tiene este trabajo. Yo sólo quiero ser un poeta que canta con todo su corazón y se pone a viajar por el mundo y hacer música.

Te hago esta pregunta por el hecho de no ser reconocido comercialmente, aunque se te aprecia como músico. Claro, supongo que te importará poco ser o no comercial, pero… ¿con el dinero se logra la felicidad o la facilidad para concentrarse en la escritura sin preocupaciones?
El dinero estaría genial porque haría la vida más fácil y así yo no tendría que trabajar demasiado, pero me estás preguntando por el éxito, así que te daré ese punto de vista. Mi sensación del éxito se encuentra cuando soy capaz de escribir una canción con mucho significado para mí pero con un significado que los demás han hecho suyo. Con eso me doy por contento. Es suficiente. Me encantaría ser un apestoso rico, por supuesto, así que puedes enviarme montones de dinero si quieres. Pero es lo que te digo, soy muy feliz siendo capaz de escribir y grabar. Y algo que también considero parte del éxito es que los discos que saco sigan teniendo pegada. He tenido gran éxito de crítica y las palabras amables de mis compañeros, así que estoy muy agradecido por ello.

Entonces, ¿por qué crees que tus discos eran tan elogiados si luego fracasaban en ventas?
Pues creo que si hubiese mujeres desnudas en la portada en lugar de mi cara… tal vez así se podrían vender muchos más discos. Pensándolo mejor diría que me acabas de dar una buena idea. ¡Me voy a hacer rico a tu costa!

Pero “Streets Of New York” resultó ser un gran disco. Me atrevería a decir que fue la reconfirmación de tu música (tras “Beautiful Wreck Of The World”) después de un largo silencio.
Gracias, así es. Fue el álbum que me puso de nuevo en el mapa. Me encanta ese álbum.

¿Y un músico que se autoedita se convierte en un músico desdichado?
En absoluto. Estás confundiendo la cantidad por la calidad. No se trata de cuántos discos vendas o lo rico que eres, lo que importa es que las canciones y la música sea de gran calidad y significado, tanto para el autor (por lo que escribe) como para aquellos que lo escuchan. Prefiero tener una obra de arte que vende casi nada antes que una gran carrera de mierda que hace canciones como churros. Pero ahora que hemos descubierto el secreto de poner mujeres desnudas en las portadas seguro que irá todo sobre ruedas.

Pero es cierto que autoeditándote tienes total libertad sobre tu propio trabajo, por lo que posiblemente “Beautiful Wreck Of The World”, “Streets Of New York”, “House Of A Thousand Guitars” y “The Innocent Ones” sean los mejores trabajos que has podido hacer a lo largo de toda tu vida. ¿Lo crees así?
Siempre he tenido la libertad de poner lo que quiero en mis discos, pero creo que estos son mis mejores trabajos, estoy totalmente de acuerdo contigo. He tenido la suerte de que la disquera anterior no siempre estaba de acuerdo con mi elección de las canciones, cosa por la que estoy agradecido. Ahora tengo mi propio sello y es fácil, pero la verdad es que nunca fue un problema para mí.

Aunque es curioso. En este presente año se cumplen treinta y dos años desde que editaste “Willie Nile”. Pero añado el dato de que también se cumplen doce años desde que salió “Beautiful Wreck Of The World”. Son los mismos años con los que decidiste abandonar la industria musical. Vamos, que estás en un punto de inflexión de si continuar o parar, repitiendo la historia de principios de los años 90.
Realmente no. Voy a hacer otro álbum el mes que viene y estoy muy emocionada por ello. Creo que esto va a ser mejor que los últimos cuatro años. Ando escribiendo todo el tiempo y tengo material como para ir sacando álbumes cada año hasta que yo me haya ido, si es que eso es físicamente posible. No habrá más períodos largos entre los álbumes, jamás.

¿Ese desengaño te condujo a tener miedo por firmar trabajos con tu nombre?
No. Es sólo que es más fácil ahora con Internet y el camino del artista independiente está más al alcance de todos. No hay una gran necesidad de esperar a que los grandes sellos muevan ficha primero, así que hay una mayor libertad y disponibilidad para realizar su trabajo de otra manera.

Y una cosa está clara, durante aquel tiempo de “invisibilidad” seguías trabajando y escribiendo canciones, entre ellas para la banda sonora de “Pinch Me”. Muchos habrían terminado viviendo de las rentas. ¿Necesitabas esa parada por rabia o por higiene mental?
Yo siempre estoy escribiendo y estaba escribiendo constantemente durante ese tiempo. Fue un gran momento de aprendizaje para mí y para el desarrollo de mi arte. La calidad de los álbumes que siguieron después lo ha demostrado así. Voy a ser un compositor y poeta todos mis días. Ese es mi camino.

Lo que no entiendo es por qué no te autoeditaste antes. ¿No era una buena época?
En perspectiva, creo, que he crecido como escritor durante ese tiempo. Tuve la oportunidad de desarrollar mi oficio sin tener las cámaras mirando sobre mi hombro todo el tiempo, por lo que había algunas cosas buenas que sucedieron durante esa etapa.

¿Y ahora? ¿Consideras que es una buena época para que un músico tenga que perder dinero por trabajar?
Creo que, para un músico, siempre es buen momento para trabajar. De ese modo das sólo lo mejor de ti y lo expones lo mejor que sabes. No se puede estar esperando a que la gente de negocios o de la sociedad (ni a nadie más de este mundo artístico) empiece a moverse por ti. Haz tu magia y te aseguro que vas a encontrarte pleno. Esa es la clave. Está todo en hacer la música que uno cree y que signifique algo para ti. Es de esperar que incluso vaya a ser significativo para alguien más.

Casi que tiras más por los artistas con “corazonadas”.
Me gustan los artistas que siguen su propia visión y se guían por el corazón. Esos son los artistas que me gustan y en los que creo. Tú no puedes ser un gran artista si siempre estás estudiando las listas de ventas o el árbol del dinero. No es de allí de donde el gran arte o las canciones o las grabaciones provienen. Vienen del corazón y sus creadores vienen del alma. Si comienzas a partir de ahí entonces el viaje habrá merecido la pena, siempre y cuando sepas como conducirlo.

Aunque al final, lo que realmente importa es que hagas las canciones como tú quieras y le guste a la gente.
Exactamente. Eso es lo que más importa. No te dejes engañar pensando que el éxito comercial es la única cosa que importa. Es agradable, por supuesto, como también lo es ser capaz de cuidar de ti mismo y de tu familia. Estas cosas son significativas, pero en el fondo sabes que hay cosas que son mucho más importantes cuando son consideras un gran trabajo.

Hablábamos antes de ese punto de inflexión. ¿Qué estás haciendo ahora?
Pues como te he dicho antes estoy a punto de grabar un nuevo álbum el próximo mes y estoy muy emocionada por ello. Siempre tengo una idea bastante clara de lo que tengo cuando voy a hacer un disco y –haciendo memoria- nunca he estado tan emocionado como ahora con esta nueva colección de canciones que estoy preparando para este nuevo álbum. Espero tenerlo listo en algún momento entre mediados y finales del verano.

“The Innocent Ones” ha funcionado muy bien, pero me pregunto si pretendes superar ese nivel, ya que el listón está muy alto.
Yo no tengo miedo de nada cuando se trata de mis canciones y de los discos que hago. Sólo hago esto porque es significativo para mí y he conseguido suficiente información de la gente, la prensa y otros artistas a quienes respeto para saber que estoy en el camino correcto y para confiar en mis instintos.

Casi habría que volver a lo antes hablado sobre hacer las cosas con el corazón. Pero tengo la impresión de que no es malo divertirse haciendo lo que haces.
Recuerda, si no es divertido, ¿por qué molestarse? Lo hago por la pasión y el amor a la vida y a la música y a los lugares que me lleva. Tengo ahora más confianza y fe en la música que antes. No tengo nada que demostrarle a nadie a estas alturas. Sólo tengo que seguir mi corazón. Cuando la gente me ve tocar en vivo saben que yo estoy dando todo mi corazón y el alma. Ellos saben que es verdad. Me entrego completamente y me dejo la piel en el escenario.

Pero si te confías puede que patines al bajar la guardia.
Cuando se trata de hacer grabaciones en el estudio y nuevos álbumes que nunca he estado tan emocionado y confiado como ahora. Pero es que no tengo ningún miedo. No puedo esperar para entrar y hacerlo ya.

Antes los has comentado mínimamente. ¿Te ayuda a viajar tanto la música?
Esta música me ha llevado a muchos lugares y he tenido el placer de conocer y hacer muchos amigos en el camino. Estaré pronto a España de gira con mi banda. Me encanta ir allí. El público es increíble. El pueblo tiene el espíritu y el alma y el amor propio del Rock and Roll. Estoy feliz por volver a tocar en ese país tan mágico y por ver también a muchos amigos. La verdad es que este viaje sirve también para compartir la magia del camino cuando se hace música. Es una cosa hermosa. Yo doy todo lo que tengo en el escenario y el público me lo devuelve diez veces más.

¡Casi un orgasmo, vaya!
En la próxima gira habrá fuego y el hielo. Levitaciones. Los globos oculares sangrarán. Los corazones empezarán a cantar con alegría en otros idiomas. La gente hablará en lenguas dispares cuando salgan del recinto. Las guitarras y la batería van a explotar como si fuesen truenos y visiones del pasado y del futuro. ¡La vida va a cambiar! El buen vino fluirá. Habrá belleza y, con suerte, la sabiduría crecerá en algunos. Habrá pasión y el amor y la esperanza y los sueños serán compartidos por todos.

¿Y buen sexo?
Y habrá buen sexo para todos, claro. Creo que todos vamos a pasar un buen rato.


Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: